MENU

by • 10 mayo, 2017 • BlogComments (0)244

EL Sueño de Aranjuez

Gabriel Gamar

Sentado en una cómoda butaca del Teatro de la Ciudad, escucho embelezado un solo de guitarra entre violonchelos y contrabajos que le acompañan, en una sinfonía que me sumerge en un mar de notas y sonidos, los violines lloran en medio de la melancolía que inspiró al maestro Joaquín Rodrigo, y me traen de pronto tu recuerdo, en el que danzas como un sueño de amor en el que siempre te tengo.

De pronto se escapan mis pensamientos y mis sentidos se encuentran con los acordes del bello Concierto de Aranjuez, que salen de la guitarra clásica con el fondo de los violines y las violas que me hacen sentir de pronto ausente y prisionero de la melancolía; pieza clásica que transcurre siempre entre lánguidos gemidos del oboe, el fagot, el chelo y el contrabajo guiados por las manos virtuosas del director de orquesta que traza en el aire líneas imaginarias que no tienen final…

Luego, con paso lento, llega el segundo movimiento en una melodía más reservada, con el corno inglés, la suave guitarra y la sensación de pesar con las secuencias del acompañamiento de instrumentos de viento y madera. Al final un arpegio tranquilo de guitarra que da la nota final del movimiento. Todo con la intención de transportar los sonidos de la naturaleza en una mezcla de lugares y tiempos, que simulan un diálogo entre la guitarra, el corno inglés, el fagot y el oboe.

Después vendría el último movimiento que es como una fotografía de los jardines de Aranjuez con la fragancia dulce de las flores, el sonido fresco del agua de las fuentes y el bello canto de las aves, y por supuesto, el viento multiplicando los sonidos.

Al final del concierto, los músicos se ponen de pie obedeciendo el movimiento de la batuta de su director y se inclinan haciendo una reverencia de agradecimiento por el aplauso escandaloso y efusivo del público, con fuertes palmadas que irrumpen en mi sueño y de pronto sin misericordia me despiertan.

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *